Soy tu hermano y te ayudo

Soy tu hermano y te ayudo…

Soy tu hermano y te ayudo

Soy tu hermano y te ayudo

En 1992 la Asamblea General de las Naciones Unidas proclamó el 3 de diciembre  Día Internacional de las Personas con Discapacidad. Se estima que existe un 15% de personas en el mundo con algún tipo de discapacidad. Una minoría, cierto; sin embargo, es la minoría más amplia que existe.

El Colegio Echeyde cuenta con aulas enclave en sus tres centros. Son espacios para ejercer la docencia y educar a niños y niñas que pertenecen a este 15%, y que para nosotros son muy especiales y muy queridos. A ellos hemos querido dirigir esta actividad complementaria que recientemente realizamos en clase.

Trabajos realizados con los hermanos y hermanas.

Trabajos realizados con los hermanos y hermanas.

Los hermanos y hermanas de un escolar con Necesidades Educativas Especiales deben recibir información sobre la discapacidad, sus repercusiones. Tenemos la obligación de oírles, dejarles expresar sus sentimientos y establecer un claro pacto de responsabilidad, en relación al hermano o hermana con discapacidad.

Partiendo de la importancia que reviste esta relación y sugerencia de las familias, el aula enclave del Colegio Echeyde de Santa Cruz de Tenerife ha realizado en el mes de abril dos talleres: uno de maquillaje infantil y otro de manualidades, dirigidos por  hermanas del alumnado de la clase.

A través de estos talleres los niños y niñas han podido acercarse al mundo escolar de sus hermanos o hermanas. También han podido comprobar que junto a otros desarrollan habilidades, se esfuerzan, juegan, aprenden y que ellos, con paciencia, tolerancia, generosidad y respeto a la diferencia, pueden ayudar al crecimiento personal de su hermano o hermana, experimentando orgullo y satisfacción por sus progresos.

Las relaciones familiares que se gestan durante la infancia, se consolidan conforme vamos creciendo, y determinan significativamente nuestra personalidad. (Guía Metabólica – San Juan de Dios -)

A lo largo de la vida, hermanos y hermanas establecen un fuerte vínculo. Hemos de enseñarles que unos y otros son también especiales, porque experimentan sensaciones y sentimientos que pueden ser difíciles de comprender por el resto de personas de la misma edad.

¡Gracias, hermanas y hermanos solidarios!